NORMALIZACIÓN

Luego de un proceso iniciado ante Inspección General de Personas Jurídicas, la Asociación Rosarina de Fútbol de Salón finalizó el pasado 27 de Enero su intervención normalizadora, volviendo todos los poderes vigentes a su actual Consejo Directivo.

Esto comenzó el 17 de Agosto de 2018, cuando se presentó ante I.G.P.J. el pedido de normalización institucional.

En ese momento nuestro presidente Miguel Gonzalo, con el apoyo de seis clubes (Banco Santa Fe, Social Zona Sud, Velocidad y Resistencia, Rosario Central, Newell’s Old Boys y Nueva Era Club, realizaron el primer pedido de normalización.

Pero la historia se remonta a finales de 2016, cuando con un Consejo Directivo prácticamente disuelto y una fuerte crisis institucional ocasionada por la salida de varias instituciones afiliadas, un grupo de coordinadores de clubes decidió tomar la organización institucional y de esa forma comenzar un proceso de reparación histórica de esta asociación pionera en el salonismo rosarino desde el año 1975. En ese momento se destacaron el coordinador de Newell’s (Sebastián Campodónico), de Rosario Central (Iván Rivoire) y Luciano D’Elia (Velocidad y Resistencia), quienes junto con el presidente vigente Miguel Gonzalo comenzaron a reorganizar internamente la administración y a resolver problemas del corto, mediano y largo plazo.

El año 2017 transcurrió buscando ordenar internamente toda la estructura administrativa y deportiva, tomando medidas fundacionales que en el tiempo comenzaron a dar sus frutos. La más importante fue conformar en Primera División la categoría Primera Federada y Primera Afiliada, para reorganizar los objetivos deportivos de las instituciones, lo cual reordenó los torneos y permitió un proceso de selecciones que finalizó con el Ascenso rosarino al Argentino “A”. En el femenino que se había disuelto por completo en 2016, se comenzó prácticamente de cero reorganizando la rama del deporte con objetivos muchos más cercanos al salonismo.

En 2018 ya en el segundo año de la reorganización se plantearon objetivos más ambiciosos, volver a organizar un torneo nacional de relevancia para el deporte de la ciudad. Y allí apareció la primera piedra en el camino. Nuestra asociación no tenía sus papeles legales en regla y eso nos impedía acceder a las diferentes ayudas gubernamentales.

El 29 de julio de ese año, se reunió al grupo inicial de coordinadores, un grupo de jugadores del exitoso proceso de Selecciones del año anterior (entre ellos Leandro Sogne, Santiago Matich, Manuel González y en un comienzo Fabricio Di Rosa) como así también a personas vinculadas al tribunal disciplinario (Angel Llamenson y Emanuel Benitez, por un tiempo Adrián Oyola). El grupo se terminó de consolidar con el retorno a sus funciones con Ezequiel Acuña y Otto Krause. En el instante de formarse el consejo directivo normalizador, se produce la salida del abogado Enzo Cardigni que había formado parte desde finales de 2016 de la reorganización institucional, junto con Gonzalo, Campodónico, Rivoire y D’Elia.

Allí se realiza la Asamblea de Normalización, se aprueba el informe de estadio de situación patrimonial y se conforma por unanimidad la lista única de Consejo Directivo.

Y en agosto de ese año, una semana posterior a que se organizaba el Nacional “B” de Clubes, con record de equipos inscriptos, un total de 48 equipos con 700 deportistas en nuestra ciudad, A.RO.FU.SA. ingresaba en su proceso de normalización.

 

En septiembre de ese año, luego de gestiones de su Consejo Directivo, se logró mudarse a una sede acorde al funcionamiento institucional donde actualmente se encuentra emplazada nuestra asociación en la calle Ricchieri 260 (local perteneciente al Círculo de Patrones de Yates), que cuenta con 2 amplios salones para conferencias, además de oficina administrativas y espacios de encuentros cubierto y descubierto para recibir a nuestras instituciones afiliadas.

En 2019 se finalizó la reestructuración de los torneos como lo exigía la Confederación Argentina de Futsal, eliminado algunas categorías y haciendo un formato más moderno pero pensando en el crecimiento escalonado de verdaderos proyectos deportivos de clubes como se le venía exigiendo hace años a la Asociación.

Ese año también fue el año de la igualdad, el respeto y la diversidad. Nuestra asociación no sólo normalizó la rama femenino, sino que comenzó un proceso de mucho esfuerzo por darle un verdadero lugar a la mujer en el deporte. Con un ambicioso plan de lograr a nivel local completar las categorías formativas, las categorías inferiores, la primera con ascenso incluido y darle espacio a jugadoras ya sin edad de primera división, para que su vida en el deporte tenga continuidad.

Durante ese año, volvimos a ir por más y logramos la obtención del torneo nacional más importante del salonismo nacional la prestigiosa División de Honor que nuestra ciudad solo la había organizado en 1987 y en 2003.

Pero llegó el 2020, donde A.RO.FU.SA. realmente pensaba lanzarse con un año lleno de esperanzas, con modernización de su estructura administrativa, con avances en su gestión de torneos para dinamizar la operatividad de los mismos. Con nuevo colegio arbitral para sumarse al actual y a través de convenios de servicios poder traer transparencia y mejoras al siempre al arbitraje rosarino.

Pero el año proyectado, se modificó en el mes de Marzo, y resultó ser un año nefasto para el deporte amateur y profesional a nivel mundial, donde de un día para el otro la pandemia del COVID-19 frenó toda competencia deportiva y nos recluyó en nuestros hogares. Para A.RO.FU.SA. no fue un momento de espera, todo lo que no se podía hacer concurriendo a los clubes se realizó trabajando incansablemente para digitalizar y terminar de ordenar su historia.

 

Se creó el Archivo Histórico del Fútbol de Salón, que es un Departamento dentro de los que tiene nuestra asociación para realizar un amplio y extenso revisionismo histórico del deporte en la ciudad. Se convocó a leyendas y glorias del deporte, se recopiló material inédito y se difundió todos la actividad local y nacional en 45 años de historia.

Como colorario de esta etapa, nuestra asociación tiene la mayor parte de su archivo histórico y estadístico en la Enciclopedia Mundial más reconocida del mundo Wikipedia, donde ahora todos los salonistas que pasaron por el deporte pueden recordar sus hechos históricos.

Este año 2021, nos encontró con la mejor noticias de todas, el pasado 27 de enero finalmente salió luego de una enorme tarea de intercambio de material entre el secretario y el presidente de la asociación con quien fuera puesto por I.G.P.J como normalizador institucional el señor Eliseo Pablo Pérez Basla.

El pasado viernes 5 de febrero en acto protocolar, el normalizador saliente volvió a dar vigencia a nuestra entidad al entregar los libros rubricados (de actas, registro de socios, diario, inventario, etc) y volver en plena funciones al actual consejo directivo quien cumplió sus funciones a pedido de I.G.P.J. hasta finalizar dicho proceso.

Entre las instituciones que formaron parte de este proceso normalizador hay que nombrar a Newell’s Old Boys, Rosario Central, Atlantic Sportsmen, Social Zona Sud, Francisco de Godoy y Universitario.

Ahora llega la parte más linda para toda asociación civil deportiva, la democracia  electoral, el armado de listas de postulantes a integrar el nuevo consejo directivo bajo el estatuto vigente que tiene nuestra asociación desde el año 1975.

Hoy A.RO.FU.SA. vuelve a estar legalmente reconocida como entidad deportiva de 2° orden dedicada exclusivamente al desarrollo social y deportivo del Fútbol de Salón en la ciudad de Rosario.